viernes, 24 de febrero de 2012

La desaparición de los neandertales


Los neandertales, al menos algunos de ellos, condujeron la evolución humana durante los largos milenios que van desde 250.000 años hasta hace 35.000. Extendieron considerablemente el habitat humano, salieron vencedores de una intensas guerra con el frío y abrieron las puertas al mundo sobrenatural, incluso toleraron entre ellos y cuidaron de individuos enfermos en medio de una difícil existencia que aconsejaba lo contrario y, sin embargo, desaparecieron.

Bruscamente, hace unos treinta y cinco mil años, aparentemente cuando el hombre de Cromagnon apareció en escena. Es decir, cuando surgió el hombre moderno.

Si tanto compartimos, ¿por qué desaparecieron? Abandonada ya la vieja teoría de que los hombres de Cro-Magnon fueron invasores que les conquistaron y aniquilaron, llevando así a cabo el primer genocidio de la historia, la mayoría de los investigadores piensa ahora que tal desaparición es una extinción como consecuencia de una sustitución por la llegada de humanos anatómicamente modernos, cuya anatomía venía conformada por una adaptación ecuatorial, no por una adaptación al frío como era el caso de los neandertales.

Esa sustitución no hubo de ser fatalmente un proceso dramático, como ha demostrado Ezra Zubrow, de la Universidad Estatal de Nueva York, quien ha plasmado la extinción de los neandertales en modelos computerizados. Zubrow estima que una ventaja de subsistencia de tan sólo un 1 por ciento a favor de los humanos modernos, provocaría la sustitución completa en treinta generaciones, el tiempo equivalente a un milenio. En el fondo, tal vez una mínima ventaja demográfica, algunos individuos más, unida a una mayor efectividad en el aprovechamiento de los recursos ecológicos, resultó suficiente.

Y es que, como sucede con frecuencia en la paleoantropología, el ciclo comienza a cambiar y algunos investigadores opinan que algunos indicios de la conducta de los neandertales sugieren que no pudieron enfrentarse a las condiciones ecológicas cambiantes con la misma efectividad que los hombres modernos.

Imagen
Recreación del cráneo del neandertal del Mar del Norte. / Instituto Max Planck de Alemania que he tomado prestada del blog que no debes dudar en visitar Un planeta con canas

No hay comentarios:

Publicar un comentario